Consejo General de Colegios de Logopedas

C/ Alfredo Vicenti, 44 bajo, Pt 2 (Entrada por Plaza de Portugal)
CP: 15004 - A Coruña Tels. 654 033 894 / 881 991 361
info@consejologopedas.com

candado Acceso Consejo

Introduzca su e-mail y le enviaremos una nueva clave:

boletines

Suscríbete para mantenerte informado de las últimas noticias del Consejo.

cargando

Presentación del libro. Plan de atención del ictus en la Comunidad de Madrid 10 años después

25 de septiembre de 2018

PRESENTACIÓN DEL LIBRO: EL PLAN DE ATENCIÓN DEL ICTUS DE LA COMUNIDAD DE MADRID 10 AÑOS DESPUÉS. La presentación se llevó a cabo en el Ministerio de Sanidad, Consumo y Bienestar Social el 25 de septiembre de 2018. El acto fue inaugurado por el Consejero de Sanidad de la Comunidad de Madrid, Enrique Ruiz Escudero y el presidente de Fundación Casaverde, Alberto Giménez Artés. Paloma Casado, Subdirectora General de Calidad y Cohesión del Ministerio de Sanidad, Consumo y Bienestar Social, se encargó de moderar la mesa “Impacto social y económico y social del ictus ¿Cómo mejorar la eficiencia en su gestión?”. La mesa fue coordinada por Modoaldo Garrido, Gerente del Hospital Universitario Fundación Alcorcón y Vicepresidente Primero de SEDISA y el libro fue presentado por Antonio Jesús Alemany López, Director General de Coordinación de la Asistencia Sanitaria del Servicio Madrileño de Salud. En el acto estuvo presente la tesorera del Consejo General de Colegios de Logopedas, Dña. Cristina Municio.

La mesa redonda estuvo conformada por los responsables de área de la publicación:
– Exuperio Díez-Tejedor, Catedrático. Jefe del servicio de neurología. Hospital Universitario La Paz. UAM (“Reflexiones 10 años después. De la estrategia al desarrollo autonómico”).
– Marta Sánchez de Celaya, Gerente de Atención Primaria del SERMAS. (Moderadora mesa “Atención prehospitalaria”).
– José Antonio Egido, Jefe de la Unidad de Ictus del Hospital Clínico San Carlos (Moderador mesa “Retos en la atención hospitalaria en la fase aguda”).

Según señala Giménez Artés, presidente de Fundación Casaverde: “El libro recoge donde estábamos, donde estamos y hacia donde vamos, junto con las barreras y oportunidades para mejorar la respuesta del sistema a personas que sufren un ictus. Una enfermedad que produce la primera causa de muerte de mujeres en España, la segunda en hombres y la primera causa de discapacidad, constituyéndose para muchos en la “enfermedad del siglo XXI“.

El presidente de Fundación Casaverde, Alberto Giménez Artés, destacó la importancia de desarrollar una política de promoción de la salud. Un 80% de los factores de riesgo son evitables o fácilmente controlables (aparte del envejecimiento). Por lo tanto, es fundamental centrarse en desarrollar unos presupuestos y unas políticas de prevención y promoción de la salud. Actualmente, en España las medidas y los recursos están más centrados en las fases prehospitalarias y en la fase aguda, pero se deja ver una ausencia de recursos en las fases postaguda y crónica. Si no se modifica será muy complicado mantener el Estado de Bienestar, supone un sobrecoste en el sistema. Trabajar las fases postagudas es eficaz para optimizar el gasto. Es fundamental también el trabajo multidisciplinar por los campos de investigación e innovación.

El Consejero de Sanidad de la Comunidad de Madrid, Enrique Ruiz Escudero, explicó que actualmente son 10 los hospitales que cuentan con Unidades de Ictus, 6 de ellos de referencia, con personal, recursos y protocolos específicos. Expuso cuatro objetivos:
1. Existe una necesidad de reorganizar el Código Ictus, generalizar el TeleIctus, teleasistencia entre los hospitales que cuentan con Unidades de Ictus y los que no.
2. Atención continuada.
3. Puesta en marcha de la atención Ictus Infantil y la promoción entre los pediatras.
4. Rehabilitación.

Paloma Casado, Subdirectora General de Calidad y Cohesión del Ministerio de Sanidad, Consumo y Bienestar Social, habló del impacto económico y social del ictus “importante impacto sobre la mortalidad, los años vividos con discapacidad y el consumo de recursos sanitarios” (página 40 del libro). Los costes del ictus son mayores según aumenta la discapacidad y la dependencia del paciente, por lo tanto, la rehabilitación debe valorarse como una inversión y no como un gasto por el potencial que presenta en la reducción de la discapacidad y el consumo futuro de recursos asistenciales (página 42 del libro). La rehabilitación es una de las partidas con mayor peso en el coste directo sanitario del ictus, ya que el 64.1% de los pacientes requiere un tratamiento rehabilitador según los resultados del estudio CODICE, siendo la fisioterapia (78%), la logopedia (40,2%) y la terapia ocupacional (18,3%) las terapias más recibidas (página 42 del libro).